JOAQUIN MALDONADO”Siempre nos ha parecido estar viviendo lo peor cuando ya salíamos de las crisis”

LUIS A. TORRALBA. Hijo, sobrino y nieto de una de las familias más conocidas de la plaza financiera local, lleva las riendas del Banco Mediolanum en la Comunitat Valenciana y lejos de dejarse llevar por el pesimismo reinante se muestra optimista. Pero no sólo en lo que a la crisis se refiere sino también sobre la ‘City’ valenciana

VALENCIA (VP). Hablar de un Maldonado en Valencia es hacerlo de una estirpe de financieros, abogados, corredores de comercio y notarios, que han contribuido a dar más empaque a la ‘City’ local. Joaquín Maldonado Rubio (Valencia, 1964), licenciado en Derecho por la Universidad de Valencia (1987) y Master en Administración de Empresas (MBA) por IMD (Lausanne, 1991), es el responsable de Banco Mediolanum en la Comunitat Valenciana.

Su amplia trayectoria profesional se inició como broker en el Banco Santander, concretamente en la mesa de dinero de la entidad cántabra en París allá por 1987. Tras un breve paréntesis donde ejerció como abogado (1992-1994), el ‘gusanillo’ financiero le llevó a volver a una sociedad de valores (B&M), entre 1994 y 1997, y de ahí a Fibanc, el germen de lo que es actualmente Banco Mediolanum, que ha sido su casa desde ese año, ocupando puestos de responsabilidad. Aficionado al ciclismo de montaña, golf y footing, además de la lectura y los viajes, Joaquín Maldonado Rubio, ha sido consejero en numerosas sociedades de inversión.

-Como gran conocedor de la rectora local, ¿por qué momento atraviesa la Bolsa de Valencia?
-Por el mismo que pueda atravesar cualquiera de las otras tres rectoras españolas porque lo que se está produciendo en España, Europa y yo diría que en todo el mundo es una concentración de todos los mercados bursátiles, de contratación, de sistemas de liquidación, de sistemas de compensación, de plataformas internacionales… Por tanto, no está atravesando ni peor ni mejor momento que la evolución propia del sector. No hay que olvidar que la rectora valenciana pertenece a Bolsas y Mercados Españoles (BME), uno de los grandes grupos a nivel internacional.

-¿Tal vez hubiera sido mejor que la Bolsa de Valencia se hubiera quedado al margen de BME?
-Honestamente creo que no. En un proceso de concentración a nivel mundial de mercados financieros, el tamaño importa. ¿Qué ventajas competitivas ofrece el pequeño frente al grande?

-Por cierto, ¿por qué Fibanc mueve tan poco volumen en la Bolsa de Valencia habiendo sido usted consejero de la rectora local?
-Nosotros cruzábamos bastantes operaciones bursátiles, luego menos. ¿Por qué? Porque hemos tenido un proceso de reorganización interna como todas entidades desde que se posibilitó la posibilidad -valga la redundancia- de desviar operaciones bursátiles desde servicios centrales a las distintas plazas financieras. Nosotros somos miembros de las bolsas de Madrid, Barcelona y Valencia. Lo que hicimos fue acometer procesos internos de ajuste de derivación de órdenes de manera automática en función de la providencia o del tipo. Tal circunstancia nos ha obligado a que unos meses cruzáramos más operaciones por otras plazas que por Valencia, pero en cuanto esté todo arreglado volveremos a los niveles de siempre sin ningún problema.

-¿Qué queda de la Valencia financiera que conoció hace veinte años donde su abuelo y su tío desempeñaron un papel fundamental?

-Mi abuelo fue una persona única e irrepetible y mi tío Joaquín tres cuartos de lo mismo. ¿Qué queda? Todo aquello y mucho más porque en aquel momento eran muchos menos los jugadores, con mucho más peso si quieres relativo, pero en el conjunto de la Valencia financiera hay en estos momentos muchos más jugadores, mucha más competencia, más competitividad sana, creo que se prestan más y mejores servicios. Además han entrado jugadores de fuera de Valencia que siempre es bueno… En definitiva queda lo mismo que había y mucho más. No ha sido un paso atrás sino un paso hacia delante. ¿Qué nos gustaría que figuras como la de mi abuelo hubiese más? Totalmente de acuerdo, pero fue un señor que rompió el molde.

-¿A qué se refiere con lo de "competitividad sana"?
-Porque el sistema financiero en Valencia ha evolucionado mucho, igual que en Barcelona y Madrid, a mejor. Hay prácticas sanas, hay competitividad sana, competencia sana…, que hace que todos nos apuremos más en la excelencia en la prestación de los servicios, que intentemos prestar más y mejores servicios a precios más competitivos, que miremos más el interés de los clientes por encima de otras consideraciones… Fíjate la cantidad de jugadores que había en Valencia hace 20 años y la que hay ahora a todos los niveles: bursátil, financiero, asesoramiento, fiscal, bancario, consultoría…

-¿Qué nota le pondría a la cultura financiera de los valencianos?
-Buena, alta, mayor que la media española. Los valencianos tienen una buena cultura financiera, la ha tenido siempre y más en los últimos años. Estamos al mismo nivel que Madrid.

-¿Y la cultura de los empresarios valencianos?
-También alta. Hay una diferencia que, por ejemplo frente a Cataluña -Madrid no porque son grandes multinacionales-, nos llevan una generación o dos de ventaja y eso se nota, es decir, en las grandes empresas industriales valencianas la nota es muy buena, muy por encima de la media española. La ventaja es cuestión de tiempo, que al final se corregirá.

-¿Cómo explica que una comunidad tan empresarial como ésta siga sin sacar al Mercado Alternativo Bursátil (MAB) ninguna compañía?

-Una cosa y otra van vinculadas porque a lo mejor es un sistema que todavía no se conoce como una fórmula válida de financiación o no es necesario. ¿Cuántas empresas cotizan en el MAB actualmente? Una docena que son empresas que han buscado financiación y que no son compañías familiares que a lo mejor tienen la financiación por otras vías, que no han acudido al mercado como vía de financiación. Hay que ver caso por caso. Quizás lo que hay que hacer es un esfuerzo más importante por parte del MAB de explicar a los empresarios de lo que significa el MAB como vía de financiación única y exclusivamente. Que los empresarios sepan que entrar en ese mercado no significa perder la empresa, igual que salir a cotizar a bolsa tampoco significa perder la empresa.

-¿Qué opina de la reciente emisión de ‘bonos patriotas’ de la Generalitat Valenciana donde participó Banco Mediolanum?
-Me parecen una buena inversión, tanto por la parte del emisor como por el interés ofrecido. Es un nuevo método de financiación que antes no existía como es la apelación al ahorro de los particulares. Estoy convencido que en futuras emisiones, dentro de este nuevo modelo de financiación, los tipos que se pagarán irán descendiendo.

-Bancaja/Caja Madrid y CAM/CajAstur, ¿qué nos queda en la ‘City‘ valenciana para seguir sacando pecho? ¿No hemos perdido las dos grandes cajas autonómicas?
-No, no. Esa es una forma de negarlo y otra forma es que Bancaja ha entrado a formar parte de la mayor caja de ahorros española, mientras que en el caso de la CAM lo ha hecho en una otra de las mayores cajas. Se puede mirar como un proceso lógico de concentración del sector -que se tenía que producir, se ha producido y se producirá-, desde el punto de vista económico, a la vista de la situación actual. Lo que hay que hacer es aprovechar este proceso, que además es necesario y conveniente, para pedir que se desarrolle al mismo tiempo que se profesionalicen al máximo las entidades resultantes. Entonces este proceso de concentración sí que tendrá mucho valor añadido, pero desde luego una realidad como Bancaja y la CAM no por el hecho de que se integren en un SIP dejen de ser una menor realidad de lo que eran hasta antes de su integración en sus procesos.

-¿Tal vez no haya faltado una mayor implicación de todos los sectores (político, empresarial, financiero…) para no perder el control de las dos grandes cajas?
-Vuelvo a decir que la realidad de Bancaja y la de la CAM sigue siendo la misma que antes y después de integrarse en sus respectivos SIP.

-El 1 de marzo de 2011 muchos españoles ya no cobrarán los 420 euros de ayuda, ¿cómo saldrán adelante y ya de paso nos podría dar su receta para salir de la crisis?

-En primer lugar todos tenemos que ser conscientes, y creo que lo somos en Europa y España, que no podemos tener un país que viva del Estado. No es sostenible, ni competitivo y está abocado necesariamente al fracaso. Dicho esto, y al hilo del fin de la prestación, creo que todas las medidas deben de ir encaminadas a la creación de empresas. Eso significa reducción de paro y con la reducción de paro todos los demás indicadores (aumento del consumo, movimiento de financiación, del dinero… se reactiva). Las primeras medidas pasan por facilitar las primeras contrataciones, es decir, para aquellos empresarios que hagan primeras contrataciones hay que buscarles unas fórmulas de modo que no asuman costes innecesarios en el caso de que se equivoquen. Que haya una incentivación total a las primeras contrataciones. Segundo: esto tiene que ir vinculado a políticas de reforma del INEM o de los institutos laborales allá donde los haya en el sentido de que hay que poner un límite ya sea temporal (3, 4, 5, 6… meses), ya sea de veces (3, 4, 5, 6…), que cuando a alguien se le ofrezca un trabajo durante un periodo de tiempo pueda decir que no o equis veces pueda decir que no, pero que al final que lo coja o lo coja. Eso lo hacen fuera de España y no pasa nada, nadie se rasga las vestiduras. Todo esto vinculado al mismo tiempo con políticas de educación y de reciclaje de aquellas personas que se encuentren en esta situación. Son medidas a largo plazo, pero que incentivarán la reducción del paro y con ella todos los demás datos macroeconómicos comenzarán a funcionar. Hay que hacer reformas válidas en este sentido.

-¿Para cuándo baraja la salida de la crisis en España o cuanto menos el comienzo de la reactivación?
-No me atrevo a decir un plazo, pero sí quiero recordar que en otras crisis pasadas cuando todo el mundo tenía la percepción de estar en el peor momento, ya se estaba en el momento de despegue y de recuperación.

-¿Qué componente de especulación hay detrás de la prima de riesgo española? ¿Tan mal estamos o tal vez tan mal nos quieren hacer ver que estamos desde el exterior?
-Hay un elevado componente de especulación, sin duda. Si se observan los fundamentales de España y el resto de países de la Unión Europea (UE) -incluso los de Alemania-, no son tan distintos en cuanto a nivel de deuda. Hay un elemento que nadie tiene en cuenta, que es importante y que la gente debe mirar: España es el segundo país que más está creciendo en exportaciones después de Alemania. Y de eso no se habla. ¿Qué significa esto? pues que en la época de bonanza, las empresas industriales españolas (quita el sector inmobiliario, promoción y constructor), han invertido en bienes de equipo. Y eso hoy se traduce en una mayor competitividad a la hora de efectuar exportaciones. Analizando todos los datos no hay tanta diferencia entre otros países europeos y España, por lo tanto no es justificable el diferencial de riesgo. Hay mucha especulación, sobre todo por parte de especuladores que actúan mucho más rápido que el BCE, pero todavía hay más exageración. Poco a poco se irá reduciendo la prima de riesgo.

-Fibanc, Fibanc Mediolanum y ahora Banco Mediolanum, ¿Cuál es el paso siguiente?
-El paso siguiente es crecer después de ese lógico recorrido que comenzó con Fibanc, una entidad que todos conocemos y que fue adquirida en el año 2000 por Banco Mediolanum, y que dentro de ese proceso de adquisición era lógico la unificación e identificación de las marcas. Ya hemos llegado al proceso de identificación total como es Banco Mediolanum, por lo que a partir de ahora lo que estamos haciendo es crecer, con más clientes y que éstos se sientan más contentos y satisfechos con nosotros.

-¿Cuál es el valor diferencial de Banco Mediolanum?
-Banco Mediolanum es un modelo único. Nosotros decimos, y creo que con razón, que somos los banqueros del tercer milenio. ¿Cuál es el modelo bancario español? Está el banco tradicional donde básicamente aparece el elemento humano que soporta, ayuda y atiende a los clientes y, por otro, la banca online que no tiene ni oficinas ni elemento humano. La única entidad que conjuga perfectamente la mejor de las tecnologías y el mejor de los soportes humanos -entiéndase como asesoría y consultoría- es Banco Mediolanum.

-Explíquese más…
-Nosotros tenemos la mejor tecnología que existe en el mercado a disposición de todos y cada uno de nuestros clientes sin excepción y prácticamente sin coste a diferencia de otros. Y, por otro lado, somos la única entidad que asigna a cada cliente un profesional, un consultor de banca personal, que es el encargado de conocer sus circunstancias personales, financieras, fiscales y tratar de analizar cuáles pueden ser sus necesidades financieras, de ahorro, de previsión a corto, medio y largo plazo y proponer soluciones. Siempre el mismo profesional, siempre. Sin rotación, sin cambios. Es su consultor de banca personal. Somos la única entidad que junto a la mejor tecnología para que el cliente haga sus operaciones sin valor añadido (transferencias, cobros, pagos, domiciliaciones, peticiones de tarjetas, talonarios…), tiene un profesional formado por Banco Mediolanum para dar respuesta a cualquier exigencia del cliente. Y está a su disposición 24 horas al día. Podríamos decir que es una especie de ‘médico personal’.

-¿Cuál es perfil tipo de su clientela?
-Todo aquel que necesite una cuenta corriente. Todo aquel que tenga necesidades de ahorro o de inversión. Todo aquel que tenga ahorro constituido o capacidad de generarlo, con independencia de su cuantía porque no hay ninguna barrera de entrada para nadie. Somos una entidad de banca personal donde ofrecemos todos los servicios bancarios que pueda ofrecer cualquiera entidad de banca comercial y damos el mejor asesoramiento que pueda dar cualquier entidad de banca. Y cabe todo el mundo.

-¿Qué diferencias hay entre el negocio bancario italiano y el español?
-Básicamente el negocio bancario español, o mejor dicho el ahorro español, está más bancarizado que en Italia. El español que ahorra está acostumbrado a ir a una oficina bancaria. Eso explica que en España haya una oficina por cada mil habitantes, mientras que en Italia es la mitad o menos. En segundo lugar, el sistema o negocio bancario español ha basado su desarrollo en Latinoamérica, mientras que Italia lo ha basado más en Europa. Y tercero, en Italia llevan mucho más tiempo que nosotros utilizando la figura del consultor de banca personal, utilizando la figura del asesor financiero, del consultor de banca personal que en España es una figura relativamente nueva y de la cual nosotros somos los principales impulsores y defensores.

-¿Por qué nos lleva tanta ventaja Italia en la figura de consultor?
-Piensa que en Italia para ejercer de consultor financiero hay que hacer una oposición estatal y si no la superas no puedes ejercer. Es una oposición igual que en España existe para ser notario, inspector de Hacienda… Nosotros tenemos allí una red de más de 5.000 personas que se dedican a esto y que han hecho su pertinente examen ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores italiano, que tienen responsabilidades. Es una verdadera profesión como el asesor fiscal, como el médico de cabecera, o el abogado…

-Cómo ha cambiado este negocio…
-Y lo que va a cambiar. Nuestro modelo es hacia el cual va el sistema financiero donde un señor tenga su asesor, su consultor… que le diga, o por lo menos que sea capaz de darle respuesta a sus demandas. El hecho de que alguien pase por la ventanilla y ese día el director de la oficina sea uno o sea otro se ha acabado. El hecho de que un señor pase por la oficina y ese día se estén comercializando churros o buñuelos se ha terminado porque yo tendré necesidad a lo mejor de tomar rosquilletas y alguien me tiene que decir lo que tengo que tomar. Alguien me tiene que decir a usted le conviene esto, ojo no lo que le conviene a la entidad sino al cliente. ¿Le puedo dar la solución? Se la ofrezco. Y si cada vez que le doy un consejo -por ejemplo como si fuese su fiscalista y le ahorro impuesto- le va bien seguirá confiando en mí toda la vida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s