Muere Hugo Chávez. Este es su legado económico

El vicepresidente de Venezuela, Nicolás Maduro, anunciaba la muerte de Hugo Chávez, hoy martes a las 16:25 horas de Caracas, con lo que se abre una nueva etapa para Venezuela un país partido por la mitad tras los 14 años de presidencia de Hugo Chávez.

Chávez  ganó las elecciones el pasado 7 de Octubre y no llegó a jurar el cargo, permitiendo el Tribunal Supremo que ejerciera de presidente ausente. Ahora el presidente del Parlamento Venezolano, Diosdado Cabello asumirá el mando del país hasta convocatoria de nuevas elecciones. De momento Nicolás Maduro, designado como Chávez como su sucesor, ha ordenado el despliegue inmediato de las fuerzas militares y policiales para “proteger la paz del pueblo venezolano”.

Con la muerte de Chávez, desparece probablemente el líder latinoamericano más influyente de la última década.

El Legado Económico de Hugo Chávez

No es fácil definir la ideología política de Chávez, el llamado Socialismo del Siglo XXI, en el mejor de los casos se podría definir cómo un heredero del marxismo pero con una mayor participación democrática. Hugo Chávez sin duda es fruto de un mal bastante extendido en Latinoamérica, el gobernar a espaldas del grueso de la sociedad por parte de una oligarquía con tendencia a perpetuarse. Una especie de economía de mercado de la que disfrutan de lo mejor de ella unos pocos y se deja todos los aspectos negativos de esta sobre el resto de la población.

En el fondo Chávez no deja de ser heredero directo de Perón. Políticas totalmente populistas que más que crear o distribuir efectivamente riqueza, lo que hacen es distribuir algunas prebendas entre el pueblo para conseguir los votos que mantengan en el poder a la nueva casta política que no duda en mezclar a Bolivar, con discursos nacionalistas o buscar enemigos externos, imaginarios o no para conseguir la cohesión interna.

Chávez llegó al poder en 1999. En 1998 el precio del petróleo estaba a $10. Hoy está a más de $80. La riqueza de Venezuela es también su perdición, ya que permite financiar las políticas económicas más surrealistas sin llegar a quebrar, y puede permitirse el lujo de destruir todo su tejido productivo.

Los primero 4 años de Hugo Chávez en el Gobierno no fueron sencillos. No fueron sencillos porque no tenía el control de la petrolera estatal PDVSA. En 2003, el camino se le allanó bastante. Con PDVSA bajó su control, Chávez despidió a 19 mil empleados y substituyó a la dirección de la compañía por personas afines. La producción de PDVSAnunca volvió a ser la misma, pero la espectacular alza del precio del petróleo compensó de sobras la ineficiencia.

Con PDVSA bajó su control todo fue mucho más fácil. Sólo entre 2004 y 2010, se extrajeron de la petrolera estatal cerca de 61 mil millones de dólares destinados a políticas sociales. No fueron las políticas sociales más eficaces del mundo, pero en una población pobre acostumbrada a no recibir nada, la dádivas de Chávez significaban una mejora más sensible. El flujo de dinero  de PDVSA permitió a Chávez asegurar su reelección, y su influencia exterior.

En 2006, empezó a expropiar negocios privados a diestro y siniestro, y compró su influencia exterior regalando petróleo barato a Bolivía, Ecuador o  Nicaragua.

Las devaluaciones de la moneda Venezolana, ayudaban a financiar la distribución de prebendas entre los más pobres para asegurse el apoyo de su base electoral. Venezuela vende su petróleo en dólares así que en un primer momento una devaluación de su moneda le permite incrementar el flujo de dinero en moneda local.

Bajo el manto del petróleo, las expropiaciones y una economía intervenida, el tejido industrial Venezolano a prácticamente desaparecido en un país donde la industria nunca ha sido tampoco excesivamente potente. En 1999 el 76% de las exportaciones correspondían al petróleo, en 2012 el peso del petróleo en las exportaciones se incrementó al 96%.

El resultado final de casi 14 años de Gobierno de  Hugo Chávez, es que a pesar del fuerte incremento del precio del petróleo el nivel de vida en Venezuela sólo ha aumentado un 9%.

El problema inmediato de Venezuela sin embargo no es económico sino político. La incógnita a despejar es que pasará ahora sin Chávez. Hay que saber cual será la reacción del régimen, en el fondo disfrazado de un otro modo, lo que ha vivido Venezuela es un cambio de castas que con mayor o menor agresividad siguen depredando los recursos del país. Habrá que ver como reaccionan los opositores de Chávez. Henrique Capriles, el candidato bajo el que se unificaron todos los opositores no goza del agrado de toda la oposición que no deja de ser un grupo con intereses diversos unidos sólo ante la figura invencible de Chávez. Muerto Chávez, pueden tener la tentación de no presentar un candidato común con lo que Maduro, el delfín de Chávez podría tener una oportunidad.

Y si, Chávez tenía carisma, pero dadle a cualquiera un par de años gobernando con el botín de PSDVA en sus manos y veréis como si es un poco listo tiene la capacidad de convertirse en un líder carismático.

Superada la prueba de las próximas elecciones, el reto al que se enfrenta Venezuela es mayúsculo. Un tejido empresarial destruido, una única fuente para generar riqueza, y 14 años de Chavismo que han fracturado a la población, creado odios y sobretodo han inculcado que nadie en ese país tiene que emprender un negocio para prosperar y que todo te lo dará el socialismo bolivariano.

Chávez, puede considerarse una calamidad a nivel económico para Venezuela. Pero la calamidad está más que justificada cuando la alternativa que tenía el grueso de la población que vive en Venezuela en la pobreza no tiene nada que perder y no recibe nada. Al menos Chávez les daba algo.

El último delirio del Chavismo lo dejaba hoy Nicolás Maduro, al anunciar que la muerte de Chávez era debida a que la habían inoculado un cáncer provocándole la muerte. Imaginativa fórmula para fomentar el amor entre los venezolanos.

A todo esto, creo que el Chavismo es una excelente lección de historia para todo el mundo. Si te dedicas a gobernar de espaldas al pueblo y sólo en beneficio de unas determinadas élites, después no te quejes de que aparezca un Hugo Chávez, tendrás simplemente lo que has sembrado y el Chávez de turno acabará siendo la opción desesperada a la que se aferrán los que no tienen nada que perder.

Despedimos a Chávez con su último tweet

Sin títuloFUENTE GURUSBLOG

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s